21 de agosto de 2012

El triptófano y la prevención de trastornos nerviosos y alimenticios

Health Aid 5-HTP con triptófano

El triptófano suele encontrarse en las farmacias y parafarmacias en forma de cápsulas aunque no se presenta como fármaco, sino como un suplemento alimenticio (ahora complemento alimenticio).
Los especialistas en los trastornos mentales recurren al triptófano cada vez con mayor frecuencia, ya que lo consideran un agente protector para la prevención de desajustes de nuestro sistema nervioso.

En una reciente entrevista publicada en La Vanguardia, el psiquiatra José Miguel Gaona resaltaba que el triptófano aporta lucidez a nuestro cerebro. Este reputado psiquiatra incluso va más allá a la hora de destacar las propiedades de este aminoácido: cree que se podría evitar el consumo de muchos antidepresivos con el uso preventivo del triptófano, y destaca que no produce efectos colaterales ni adicción.
También reduce la ansiedad, muchas veces asociada a la ingesta compulsiva de alimentos, y es un buen regulador del ciclo del sueño, cuyo desajuste puede llegar a producir depresión. 

La importancia del triptófano reside en su papel como generador de todas las proteínas del organismo, proteínas que participan en todos los procesos biológicos y que actúan acelerando reacciones químicas que de otro modo no podrían producirse (enzimas) o transportando sustancias de un lugar a otro de nuestro cuerpo (hemoglobina).

El triptófano es esencial además a la hora de equilibrar nuestro ánimo y nuestro estado vital porque ayuda a regular los niveles adecuados de serotonina en el cerebro.

La serotonina es uno de los principales neurotransmisores cerebrales que posee nuestro cuerpo. Envía señales a nuestro cerebro y despliega reacciones que nos pueden afectar de una manera positiva: la regulación del sueño y el apetito, la percepción de dolor y la mejora del afecto y el estado de ánimo, entre otros. Por tanto, la síntesis de serotonina depende de la disponibilidad de triptófano en el sistema nervioso central.

Por ello, mantener niveles óptimos de triptófano en el cuerpo nos ayudará a conseguir los efectos positivos de la serotonina. En cambio, el estrés o la deficiencia de determinadas vitaminas inhiben el transporte de triptófano al sistema nervioso central y reducen los niveles de serotonina.

Al margen de todo esto, el triptófano es además uno de los 10 aminoácidos esenciales de nuestro organismo. Ser “esencial” significa que el cuerpo humano no puede generar estas sustancias por sí solo, sino que tiene que ingerirlas a través de la dieta. De hecho, personas que siguen una dieta vegetariana sin huevos ni productos lácteos tienen mayor riesgo de deficiencia de triptófano. Si queremos asegurar un nivel óptimo de triptófano en nuestro cuerpo, es recomendable no renunciar a alimentos ricos en este aminoácido; alimentos ricos en carbohidratos como cereales, pan y pasta son la mejor fuente de triptófano. También se encuentra en alimentos proteicos: pavo, atún, mariscos, productos de soya, carnes rojas, lácteos, frutos secos, semillas y plátanos. Eliminar estos nutrientes de nuestra dieta incrementa por consiguiente el riesgo de padecer trastornos nerviosos.

Los síntomas de deficiencia de triptófano se pueden manifestar como trastornos mentales: trastornos del ánimo, estrés e insomnio; o bien estar vinculados a la aparición de indicadores similares a los que aparecen cuando se padece alguna deficiencia de otras proteínas, como retraso del crecimiento. También se pueden manifestar en una propensión irrefrenable a ingerir carbohidratos, lo que se traduce en un aumento incontrolado de peso.

Para evitar todas estas patologías, ya sea por una dieta poco equilibrada o bien por factores externos (principalmente, estrés) resulta aconsejable un aporte extra de triptófano que podremos conseguir a través de complementos alimenticios con este aminoácido como el Health Aid 5-HTP o el Espadiet Triptofano 400 que puedes comprar al mejor precio en la tienda online de nuestra farmacia BCNpharma.


Posibles contraindicaciones del triptofano: si bien es raro que se produzcan efectos secundarios, éstos suelen estar relacionados con el aumento de la serotonina por encima de sus niveles normales. Se manifiestan en forma de náuseas, diarrea, agitación, nerviosismo, fluctuaciones de la tensión arterial y somnolencia. Se desaconseja además su consumo a mujeres embarazadas y en pacientes que se estén tratando con antidepresivos u otros fármacos inhibidores selectivos de la serotonina.

Antes de consumir triptofano como complemento alimenticio (suplemento) es recomendable consultar con un profesional médico, principalmente si estas tomando antidepresivos. 
Podéis contactarnos a través del correo info@bcnpharma.com.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...